Virus y capitalismo

El capitalismo es como un virus, para perpetuarse debe evolucionar hacia formas menos letales para no matar al organismo al que está explotando. Si mata al huésped muere con él.